limpiar alcachofas

Consejos para limpiar las alcachofas  

Limpiar las alcachofas es mucho más fácil de lo que a primera vista se cree. Mucha gente no consume esta saludable verdura por el mero hecho de que parece difícil o le da pereza quitar las hojas, pero si se siguen algunos consejos, va a ser más sencillo de lo que parece:

– El tallo está exquisito, pero puedes cortarlo en caso de que solo se hagan corazones de alcachofa.

– Lo más importante es quitar las hojas verdes y duras para llegar al corazón de la alcachofa. Para ello, solo hace falta arrancarlas hasta llegar a las más finas, que tienen un color más claro.

Corta las puntas o picos de las hojas, ya que suelen estar duras. En este caso también se elimina el trozo que tiene un verde más oscuro. Esto también nos puede ayudar para tener una base a la hora de cocinar los corazones enteros.

– Con la ayuda de una puntilla o cuchillo fino se termina de pelar el tallo y las vamos cortando en trozos según queramos cocinarla. Podremos ver una especie de pelusilla, que se puede quedar o quitar con el cuchillo.

– Para evitar la oxidación mientras las limpias recuerda meter las alcachofas en un bol con agua fría, una pizca de sal y un chorrito de limón.

– En caso de que no quieras ensuciarte las manos, puedes utilizar unos guantes de cocina.

¡Y ya las tienes listas para preparar un exquisito plato! Fácil, ¿verdad?

 

 

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies